Este tratamiento Mecánico-Biológico tiene por objeto obtener fracciones de residuos valorizables desde el punto de vista energético y de material.

Los residuos que se tratan provienen de hogares y empresas (residuos domésticos, residuos industriales  y comerciales asimilables a domésticos, y residuos verdes).

Las siguientes fracciones de residuos son generadas en el proceso:

LOS OBJETIVOS DEL TRATAMIENTO MECÁNICO-BIOLÓGICO DE RESIDUOS SON:

EL PROCESO.

Mediante distintas técnicas, se trata el material entrante, p.ej. mediante una trituración para una clasificación primaria de gruesos. A continuación el material es cribado para obtener distintos flujos de residuos, es sometido a una separación de metales férricos y no férricos y, si fuese necesario, a una clasificación manual de los flujos para obtener las distintas fracciones: gruesos, medios y finos. En la fracción de gruesos se encuentra todavía film, papel, plásticos duros, madera, etc., que han de ser separados nuevamente de los materiales pesados. Éstos se eliminan por separado.

Se obtiene así una fracción de alto poder calorífico que puede ser utilizada como combustible en centrales eléctricas de combustible sustitutivo. La fracción de finos es transportada a la sección biológica de la planta, donde el material es sometido a un tratamiento anaeróbio mediante un procedimiento de compostaje, reduciéndose significativamente el volumen de la materia orgánica.

La actividad biológica cumple así con los parámetros establecidos por los respectivo paises. Los equipos que conforman la planta de tratamiento Mecánico Biológico de residuos y el pertinente grado de división de los flujos de materiales dependerán de las especificaciones del correspondiente sistema de gestión de residuos de cada país.